Facebook compra Instagram ¿qué significado tiene esta adquisición?

20120412-camara-tomando-fotosHace un par días Facebook anunció la adquisición de Instagram, una plataforma móvil para compartir fotografías de forma "fácil, hermosa y divertida". Los usuarios de smartphones pueden tomar una foto, luego escoger entre distintos filtros / marcos y publicarlas en sitios como el mismo Facebook, pero también Twitter o Tumblr.

La noticia cayó como una bomba en los medios dedicados a la web y la tecnología debido a la magnitud de la operación: 1 millardo de dólares (1.000.000.000$) en efectivo y acciones por una compañía de 13 empleados que opera apenas desde 2010. Todavía es muy temprano para hacer un análisis completo de esta movida comercial pero hay un par de cosas que empiezan a perfilarse con claridad.

Facebook apunta a los dispositivos móviles

Uno de los puntos débiles de Facebook ha sido tradicionalmente la aplicaciones para móviles. A pesar de que cuenta, según cifras propias, con 425 millones de usuarios que se conectan a la red desde teléfonos, smartphones y tablets, es un segmento que no ha podido monetizar adecuadamente.

A finales de febrero, Facebook se unió a más otras 30 empresas (desarrolladores de software, fabricantes de dispositivos y operadores móviles) para conformar W3C Mobile Web Platform Core Community Group, cuyo fin es desarrollar estándares para la red móvil, incluyendo pagos en línea.
Instagram ha creado un producto pensado para exclusivamente para la navegación móvil que funciona estética y funcionalmente muy bien. Es la clase de elementos que puede impulsar el portafolio de apps con que cuenta Facebook en la actualidad.

 

Facebook busca renovar su imagen "cool"

Facebook ha pasado de ser un producto exclusivo para la interacción de jóvenes universitarios al lugar donde encuentras a todo el mundo: las mamás y los papás, el señor de la esquina, la empresa fastidiosa. Adicionalmente, crecientemente viene proyectando una imagen de gigante empresarial, depredador e invasivo, especialemente en países donde la presencia de esta red social ha alcanzado ya una meseta en su expansión (EEUU, Canada, Reino Unido). Esta imagen se ha reforzado más aún con el apoyo explícito que le ha dado al proyecto de ley CISPA.

En febrero, antes del anuncio de la adquisión, una encuesta de ABC News/Washington Post mostró una proporción de encuestados con una visión negativa de la red social del 28% y con un porcentaje de favorabilidad del 58% en los EEUU.

La adquisición de Instagram busca precisamente darle mayor fuerza a la posibilidad de compartir imágenes con un toque chic y recuperar parte de esa aura "cool" que ha perdido.

 

¿Buen negocio o mal negocio?

La opinión sobre las posibilidades de la adquisión están divididas. Por un lado, a muchos usuarios actuales de Instagram a quienes no les ha gustado la noticia, sea por preocupaciones por el tema de la privacidad como, paradójicamente por el hecho de volverse el sitio en una cosa masiva (¿mundana?) que hace que se pierda ese aire exclusivo que apelaba a las sensibilidades de tantas personas. Seis horas después de que se hiciera el anunció de la venta de su empresa a Facebook, 250.000 personas visitaron Instaport, un servicio que permite hacer respaldos o exportar las fotos guardadas en la aplicación (comparados con las 400 personas que visitan el sitio en un día típico). Google Trends muestra un salto importante de las búsquedas "how to delete instagram" y "delete instagram".

Por otro lado, otro grupo de usuarios que nunca habían escuchado de este sitio han decidido probarlo, tanto así que por primera vez se convierte en la aplicación gratuita número 1 en App Store. Además, Instagram se lanzó como aplicación para Android hace menos de una semana y lleva ya más de cinco millones de descargas. Nada mal.

Copyright © Clave Organizacional - Todos los derechos reservados.
Síguenos en Facebook
Síguenos en Twitter
Nuestros videos en Youtube
Conéctate en LinkedIn
Añadenos a tus círculos
Suscríbete a nuestro feed